Hoy he tenido una llamada de un nuevo cliente. Siempre que empiezo con alguien hago una especie de entrevista, él me cuenta sus objetivos, sus lesiones pasadas, sus experiencias, y todo lo que consideremos importante.

No es el primero que un cliente me cuenta que durante años y años ha engordado y adelgazado casi 10 kilos una otra vez. El siempre empieza una dieta la cumple, se confía y vuelve a engordar.

Y es muy común esta montaña rusa del peso, y es una lastima, porque tiramos por el suelo toda una época de esfuerzos y de voluntad. Además no es nada sano para el cuerpo.

¿Te ha pasado?

¿Por qué nos pasa esto?

Bueno, realmente hay muchos motivos detrás de este problema. Lo primero es que intentamos cambiar nuestra vida por nosotros mismos. Decimos que no a todo lo que contenga grasa, vamos de un extremo al otro. Vemos la dieta algo con un comienzo y un fin.

Las dietas las empiezas un lunes pero acaban solas un día cualquiera”.

Nunca habrás oído a alguien decir ‘acabo la dieta el viernes’. Las dietas empiezan con voluntad y acaban por la falta de la misma. Y es que una dieta no es la manera de conseguir una vida sana. Tenemos que aprender a comer, aprender a cuidarse SIEMPRE, no unos meses al año.

Uno de los principales es ese el planteamiento base, el ponerse a dieta no funciona, el voy a cambiar mi vida puede que sí. Creemos que por estar a régimen estricto unos meses al año ya somos sanos. ¡Y NO!

Por eso te animo que no te pongas a dieta, si no que adoptes un modo de vida saludable. Todos sabemos que un donut no es sano, pero si te encantan, claro que puedes comer en su justa medida y siempre que hagas ejercicio moderado.

¡Rompe la montaña Rusa!

Dieta VS un estilo de vida saludable

Existen dos partes muy importantes: ejercicio y comida. Las dos son igual de importantes para tener una vida sana y una vida mejor, bueno la comida es el 70% de los resultados siendo sinceros. Pero ambos son dos pilares fundamentales.

Bueno, lo primero que tienes que hacer es lo mismo que para cualquier cosa que hagas en la vida: informarte. Lo primero que te recomiendo es acudir a profesionales. Tanto de entrenamiento como de nutrición.

Al final como te he dicho todo se resumen en quemar lo que consumes. Puedes comer peor y hacer más ejercicio para compensar, lo contrario, etc.

Ponerse en forma NO ES CIENCIA ESPACIAL. Tu ya sabes que debes comer más verdura, más fruta, menos dulces, menos alcohol, hacer ejercicio regularmente, etc. Realmente todos sabemos que debemos hacer.

Sin embargo, hay mil estrategias distintas para conseguir los objetivos. Apuntarse el gimnasio, y hacer una dieta. Correr y quitarte los dulces. Apuntarte a un entrenador personal y vigilar un poco la comida. Apuntarte a algún deporte.

¡TU ELIGES! Pero al final nada como apoyarte en la experiencia de la gente que lleva mucho años en este mundo.

Los tres escalones de la “vida sana”

Si creías que tener una vida sana era una decisión que se toma de golpe. ERROR. hay tres escalones que debes superar antes de empezar. Recuerda que hablamos no estilo de vida y NO de una dieta temporal.

El objetivo de esta vida sana es dejar atrás el no gustarte, el no estar sano, la actitud negativa, todo empieza por la cabeza y acaba en el cuerpo. La mente y el espíritu definirán el cuerpo que tendrás y la calidad de vida que lucharás por tener.

Mente y Espíritu

Llámalo espíritu o voluntad, lo primero que debemos ejercitar no son los brazos o las piernas si no nuestro interior. Tampoco hablo de ser un monje budista, pero si te aprender a entendernos.

¿Has meditado alguna vez?

 

Meditar

¿Te imaginas meditar aquí?

 

Meditar es una buena manera de recargar pilas y hablar con uno mismo. ¿Suena raro no?. Pero la verdad es que no nos conocemos.

Todo esto trata de encaminar nuestra vida y de prepararse para no caer en las tentaciones del día a día. Recuerda… el sofá no es tu amigo, la comida basura te hace sentir bien por el azúcar y la vida sedentaria es una trampa mortal.

¿Comes bien? ¿Haces ejercicio habitualmente? Cumplir estas dos preguntas es la consecuencia de una mente trabajada y que tiene un objetivo. Hay tres verdades con la que tienes que lidiar:

La voluntad es un recurso limitado: No siempre vas a vencer la tentación, la voluntad tarde o temprano falla. Se consciente de ello. No vas a ganar todas las batallas, pero aún así puedes ganar la guerra. Debes decidir cuándo fallar para retomar fuerzas y seguir cumpliendo.

El mayor error que se comete en una dieta es alargar al máximo el cumplimiento estricto de la dieta, pasar hambre, tener incluso cabreos y ganas de comer mal. Se alarga tanto que cuando fallan una vez, no vuelven a recuperarse. Falla antes, falla mejor y sigue adelante.

No todo lo que suena bien es bueno: “Tengo kilos de más, empezaré a correr” ¡MAL! Si tienes sobrepeso correr solo dañará gravemente tus rodillas, encima andar es más sano que correr. Tanto para tus rodillas como para tu corazón. Infórmate bien antes de tomar decisiones.

En cuanto a la comida no es nada diferente, cosas que parecen muy sanas son lo opuesto. El agua de áloe vera es horrible para perder peso, está llena de azúcar. El colacao lo venden como energía y es más de un 70% azúcar. REPITO: Infórmate bien antes, y luego toma decisiones. Enserio.

Tu entorno te define: “Eres el promedio de las cinco personas con quién más tiempo pasas” ¿A que si?… y es que todo se pega. Tu entorno va a definir mucho tu estilo de vida, y la facilidad para que consigas lo que quieres alcanzar. Rodearte de un entorno sano te ayudará superar los obstáculos no a caer en ellos.

Todos tenemos ese amigo de “salimos de tranquis”, y acabas a las doce de la mañana con resaca, un café, y un cuerpo destrozado, un domingo horrible. Y piensas… “tampoco me lo he pasado tan bien” ¿Has probado a moverte en otros entornos de vez en cuando? Grupos de senderísmo, grupos de padel, etc. ¡No pierdes nada!

Somos lo que comemos… ¡Literalmente!

Te has mentalizado, incluso has buscado en youtube “música para meditar”, te has mirado al espejo y has dicho ¡hasta aquí!. Bueno, entonces has cumplido la primera parte, querer dar el paso y estar dispuesto a hacer los sacrificios necesarios para hacerlo.

Toca entrar en materia, lo que ingerimos. Ya compres en el mercado, en Mercadona, Carrefour, Dia, etc te aviso de algo. El 60% del supermercado tiene alimentos que debemos evitar. Llorarás al leer las etiquetas de los alimentos y descubrir lo malo que era todo lo que comprabas.

arroz

Debes huir de los azúcares, las grasas saturadas y todo aquello que no sea nutritivo. El primer consejo que te voy a dar es muy sencillo: compra un complejo vitamínico. Y si, ya te estoy recomendando pastillas, pero la verdad que una de las claves para estar sano es tener un cuerpo bien nutrido. Al final… comemos para nutrirnos ¿no?.

Realmente todos sabemos en cierta medida que es bueno y que es malo. Comer bien no es como montar un colisionador de hadrones, realmente todos somos conscientes cuando comemos algo que no deberíamos. “hmmm qué nutritivo y sano es este phoskito”, dijo nadie. NUNCA.

¡Ojo! que el problema va en ambos sentidos. Tanto para gente con sobrepeso como gente que quiere engordar y no lo consigue. Existen como yo lo veo tres niveles de nutrición. No es algo oficial pero… para que nos entendamos:

Alimentación sin filtros: Bueno, es la peor de todas: “como cuando me apetece lo que me apetece”. Sin duda es una vida poco sana, y que hay que cambiar. De vez en cuando come algo sano para sentirse mejor. Pero seamos sinceros… así no funciona esto.

Su signo del zodiaco es la pizza del supermercado.

Alimentación vigilada: Persona que ha decidido cuidarse un poco, hace algo de ejercicio seguramente y come bien la mayoría de veces. Suele salir fuera a comer y falla habitualmente. Sigue siendo una dieta no del todo sana, suele ser lo más habitual y falla de vez en cuando con comida basura.

Siempre que gane la comida sana a la mala con diferencia el cuerpo estará bien cuidado y aunque sea mejorable, al final hay que disfrutar.

Su signo del zodiaco es el pollo a la plancha.

Alimentación depurada: Tiene muy controlada la dieta, cada comida que hace, sabe qué nutrientes aporta y tiene muy controlado tener una dieta que le sirva tanto como para tener una muy buena salud, como para cumplir sus objetivos ya sea muscular, mantenerse, adelgazar o engordar.

Su signo del zodiaco es la fruta y verdura variada.

¿Tú cual eres?

Bromas fuera, si eres el primer grupo debes ir apretando poco a poco el freno y pasar al menos al segundo grupo. Lo que comemos supone un 80% de los resultados en cualquier estilo de vida.

Es el segundo escalón de la vida sana que hay que superar. No cumplir este escalón es lo MÁS IMPORTANTE con diferencia. No cumplirlo, es síntoma de que no estamos mentalizados y que no haremos efectivo el último escalón: el ejercicio.

El ejercicio para mover tu mundo

Bueno, el tercer y último escalón es el ejercicio. Hay mucho mucho años, cazabamos grandes presas como mamuts. Siguiendolas hasta que se cansarán. Las perseguimos durante días hasta que exhaustos caían. No me imagino a mucha gente cazando mamuts hoy en día. ¡Entrena hasta que puedas cazar un mamut!

Durante toda la historia nos hemos movido, hasta que hemos llegado a una época mucho más sedentarias. Vivimos más que nunca, nuestros cuerpos llegan a edades antes no se acercaban.

El resultado es catastrófico: vivimos más y cuidamos menos nuestro cuerpo. Hay una frase muy buena que decía algo así: Al final invertimos tiempo y dinero en nuestro cuerpo ya sea ahora o más adelante cuando ya sea tarde. La idea es sencilla: o cuidamos YA nuestros cuerpo o cuando seamos mayores pagaremos lo que no hemos pagado ahora.

Las pesas es el ejercicio ideal para mantener en forma nuestro cuerpo. No hablo de ser culturistas (o sí), o hacernos enormes, cada uno tiene unos objetivos distintos y cada uno le gusta un cuerpo distinto para uno mismo. Pero solo una tabla de ejercicios bien hecha nos hará ejercitas todos los músculos del cuerpo.

No digo con esto que otros ejercicios sean peores, al contrario, todo suma, pero cuando hablamos de mantener un cuerpo sin que se oxide nada es tan eficaz como las pesas. Siempre que sea con un peso adecuado y una ejecución depurada.

Es importante evitar actividades con GRAN IMPACTO, como por ejemplo correr. Se que esta de moda, y la mayoría lo practica. Sin embargo, correr desgasta las rodillas, mucho, MUCHO. Al igual que el spinning, que es muy sano, pero en exceso gastará tus rodillas.

nadar

Nadar es de los ejercicios más sanos y recomendados.

El ejercicio ideal es una ejercicio de poco impacto, de intensidad moderada y habitualmente. Andar, nadar, una tabla de tres días de gimnasio. Mis clientes suelen entrenar dos o tres días conmigo y aparte hacen algún tipo de ejercicio cardiovascular otros dos días. En total cinco o cuatro días de ejercicio a la semana.

He tenido muchas personas que han entrenado conmigo a lo largo de muchos años. Muchos en tres meses han visto cambios muy grandes en su vida. Uno de ellos ha pasado de tener sobrepeso a modelo. Todos han entendido lo que os quiero transmitir hoy con esto.

No se trata de una dieta temporal, si no de un estilo de vida más sano para llevar una vida mejor. Todos ellos son más felices al haber conseguido cumplir sus objetivos. Llegaron con una meta y con algo que les hacía infelices y aprendiendo y cambiando sus hábitos POCO A POCO, al final han conseguido hasta dormir mejor.

El único tiempo que importa es el AHORA, así que… ¿Estás listo para cambiar tu vida?

 

× ¿Alguna duda?