A veces por mucho que entrenemos vemos que nuestro progreso es lento o nulo. Vamos al gimnasio incluso más de 3 días a la semana y solo conseguimos mantenernos. ¿Te ha pasado? Muchas veces el problema no está en que tengamos que entrenar más horas, si no hacer el entrenamiento adecuado.

Quiero darte 4 trucos que puedes seguir si quieres sacar mejores resultados. Recuerda que es normal fallar alguna vez puntual, pero es importante no rendirse, es una carrera de fondo. Sobreentrenar es tan malo como no entrenar lo suficiente.

Somos lo que comemos, ten una dieta personalizada

El entrenamiento no solo se hace durante el gimnasio. Somos literalmente lo que comemos, y eso hará que influya en nuestros resultados. Lo primero que debemos hacer es informarnos y conocer cuál es la dieta adecuada. No todas las dietas valen para todas las personas, si eres ectomorfo buscando muscular tendrás una dieta muy distinta a un mesomorfo que busque muscular.

La alimentación dará a nuestro cuerpo la capacidad de que el entrenamiento muestra más o menos resultados. Tanto si quieres adelgazar o muscular, debes tener una dieta para cumplir tus objetivos. Todas las dietas siempre te quitarán la comida tóxica, la bollería industrial, la comida hipercalórica y las bebidas como gaseosas o alcohol.

Si cumples la dieta los resultados se cumplirán con creces. Recuerda que la nutrición es tan parte del entrenamiento como los ejercicios que hagamos. Una mala alimentación no le permitirá a nuestro cuerpo conseguir los resultados que estamos buscando.

Siempre es recomendable contactar con un profesional que pueda hacerte una dieta específica teniendo en cuenta tu tipo de cuerpo (ectomorfo, mesomorfo, endomorfo), edad, altura, peso, etc. Además de tus gustos y alergias, debemos disfrutar de lo que comemos todo lo que podamos sin sacrificar tu salud.

Debemos tener en cuenta siempre que debemos obtener un mínimo de proteínas para conseguir el mejor resultado y evitar las grasas.

dieta-personalizada

 

Por ejemplo este plato es una receta de arroz integral con verduras. Una receta muy rica en nutrientes. Las frutas y las verduras son muy buenas en nuestra dieta, son alimento altamente nutritivos y con vitaminas.

Haz los ejercicios idóneos para ejercitar tus músculos

Nunca debemos empezar una rutina de ejercicios sin tener claro cuales van a ser nuestros ejercicios. Nuestra tabla de entrenamiento debe ser el resultado de un proceso de estudio y definición de los ejercicios necesarios para fortalecer los músculos que queremos.

No solo existe un único músculo en cada zona que entrenamos. Por ejemplo, en el pectoral debemos ejercitas como mínimo cuatro zonas distintas para que quede bien con el tiempo. Por ello es importante tener una tabla personalizada de musculación.

Una buena tabla personalizada debe tener todos los ejercicios que tengas que hacer para conseguir el objetivo que tienes propuesto. Ante la duda siempre puedes consultar a un profesional, yo mismo ofrezco un servicio de tablas personalizadas teniendo en cuenta tus objetivos y tus capacidades.

Cuando una tabla está coja en ejercicios o tiene exceso de ellos resultara en un problema de sobreentreno o de falta de entrenamiento. Ambas situaciones son negativas, incluso es peor sobreentrenar, que puede resultar en problemas musculares.

Utiliza el peso adecuado en los ejercicios

Es importante utilizar un peso correcto y una progresión gradual del peso en cada uno de los ejercicios. No debemos poner un peso muy elevado de golpe ni utilizar un peso bajo. Con uno podemos incluso lesionarnos y con otro no conseguiremos resultados.

Por lo que este apartado y el anterior van muy ligados, debemos hacer los ejercicios adecuados con el peso que necesitemos. El peso debe ir subiendo a lo largo de las repeticiones o en su defecto manteniéndose.

Siempre debemos hacer una primera serie de calentamiento con un peso inferior al nuestro para preparar el músculo. Después debemos subir el peso e intentar llegar a 15 repeticiones o más de 10El peso influye en nuestros resultados, no es lo mismo un peso de aumento muscular, que de mantenimiento. El número de series también cambia según el tipo de ejercicio y peso.

Calidad antes que cantidad en los ejercicios

Ya te he dicho que debes buscar los ejercicios necesarios para conseguir los resultado y debes utilizar un peso adecuado. Por último no debe fallar la ejecución de los ejercicios. La clave de una buena ejecución es quizá lo más importante para muscular bien. El objetivo de la buena ejecución es desarrollar un músculo específico. Aislar al resto del ejercicio. Puede sonar obvio y sencillo, pero no lo es.

Cuando nuestro cuerpo empieza a cansarse sin quererlo utilizamos otros músculos del cuerpo para ayudarnos a completar el ejercicio. Debemos evitar esto siempre que podamos. Si no lo evitamos no sacaremos el 100% de nosotros y no lograremos llegar a donde no hemos llegado.

Si no realizas correctamente el ejercicio el esfuerzo se reparte entre distinto músculos y no concentras el esfuerzo en el músculo que te interesa fortalecer.  Cada vez que hagas un ejercicio debes controlar la respiración y hacer el movimiento sintiendo el músculo y pensado en lo que haces.

 

Infórmate correctamente o pide ayuda. Siempre recomiendo que se contacte a un profesional tanto de nutrición como de entrenamiento para que te guíe y puedas sacar el mejor resultado de manera sana y segura.

También conseguirás tus metas en un menor tiempo y no tendrás que estar horas extras trabajando el cuerpo sin conseguir resultados.

× ¿Alguna duda?